sábado, 4 de abril de 2015

Jorge Curinao





Jorge Curinao (Santa Cruz), Otros animales, foto de tapa de Valeria Pariso, edición de autor, 2014.






















III

Cayendo de un sueño, mis creencias se convierten en juguete.
Nada es como decían los sabios. En el fondo del vaso hay un
desierto, una moneda arrojada contra el olvido. Nunca sabré si
lo hice a favor o en contra de ellos.







XIX

Son distintos, ahora no esperan en fila ni se pelean por ver
quién llega primero. Ahora me preguntan cómo estoy, qué me
dejó la tarde. Quieren florecer. Es un instante; algo parecido a
un sueño, una eternidad robada a los sauces. Sólo así se abren
los silencios, en la memoria.






XXIV

Cada mañana miro tus ojos para encontrar en ellos, mis
manos. Así aparece la muerte. Primero, en el botón de la
camisa. Luego, en las miradas que nadie quiere cruzar.

















No hay comentarios:

Publicar un comentario